Blogia
ODESSA

Cobra Verde

Cobra Verde




“Cobra Verde” un film de Werner Herzog de 1987 con Klaus Kinski como actor protagonista. – Basada en una novela de Bruce Chatwin
.

La pelicula trata sobre un bandido del Brasil, casi un miserable sin futuro, del siglo 18 o 19. Debido a una serie de azares, acaba siendo enviado por unos dueños de grandes plantaciones de azúcar a África para que reestableza el comercio de esclavos del Golfo de Guinea, interrumpido a causa de las presiones inglesas (ya antiesclavistas) y por desavenencias con los reyezuelos tribales de la región.
.

La película no deja títere con cabeza; los terratenientes, los comerciantes y los africanos, señores y esclavos, quedan retratados como seres miserables y sin moral. Aquí no hay buenos ni malos, es el género humano en si el que es repulsivo. Ese es el espíritu de una película que dice comenzar desde esos extremos de la miseria en los que “el mal se convierte en un engaño”.
.

Pero todo eso son cosas ya dichas, de un modo mucho mas detallado en otros sitios y por otros autores. Lo que mas llama la atención de esta película es el magnífico retrato que hace de lo que era la sociedad del áfrica tribal del Golfo de Guinea antes de que esta fuera colonizada por “el hombre blanco”. Una sociedad de Reyezuelos esclavistas y tiranos que devoran a sus propios subditos o que masacran aldeas enteras a causa de alguna superstición.
.

Muchos progres de hoy en dia, en su fanático maniqueismo, ven el tema del esclavismo europeo y el de la colonización posterior como un gran crimen de los europeos, del “hombre blanco”. Esos lerdos que viven de y desde la imagen creen que lo que ahí sucedió fue que el “hombre blanco” atacó, esclavizó y martirizó a los pobrecitos negros. El cuento del blanco malo y poderoso contra el negro bueno y que vivia en paz en la naturaleza. Incluso los hay que nos hablan de grandes imperios, llenos de cultura y arte inigualable como el de Benin del periodo oba, signo y señal de lo que pudo haber sido el esplendor africano.
.

La historia, pero, nos cuenta algo muy distinto, sobretodo del período esclavista. El imperio de Benin durante el período de los obas, el reino mas poderoso en el África Occidental del período precolonial, fue poco mas que una creación de los portugueses para lograr así un mas fluido trafico de esclavos. El sistema era sencillo: Se escogía una tribu o reino poderoso en la zona, se los armaba con armas de fuego obsoletas pero lo suficientemente mortíferas y, con esa superioridad armamentística sobre sus vecinos, esa tribu devenía imperio esclavizando a sus vecinos, los cuales servían de alimento, mano de obra o, lo mas habitual, como moneda de cambio para adquirir nuevas armas para expandir todavía mas los dominios, alimentándose así las ansias megalomaníacas del cacique de turno y, de paso, las bodegas de los barcos esclavistas generalmente portugueses.
.

Estos imperios, normalmente efímeros y a la sombra de alguna potencia europea, lograban unas riquezas y un nivel de vida que permitía un florecimiento del arte y la cultura. Es por ello que el 99% de las obras de arte africano conservado son posteriores al siglo XVII.
.

Todo esto es algo que en la película de Werner Herzog queda muy bien relatado en la forma por la que Klaus Kinski, el protagonista, en su modo de interactuar con los habitantes nativos y en la forma en que la película describe su sociedad.
.

Los europeos no cometieron el “mal” en África, simplemente hicieron uso del mal. Y es que en realidad, en la dominación de África, los mayores tiranos fueron africanos. Igual que hoy en dia.
.

Lo que sucedió en África con los esclavistas jamás hubiera podido suceder en una sociedad que no estuviera basada en la esclavitud. En África la carne humana ya tenía precio antes de la llegada de los europeos, ya fuera como alimento, como mano de obra o como objeto de placer.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres